El médico del infierno – Clark Carrados

2 noviembre 2017

El sonido de la deglución de saliva llegó claramente a sus oídos. Casi en el mismo instante, se produjo otro sonido.

Eran huesos partidos y destrozados por unas potentes mandíbulas. De repente, concibió una horrible sospecha.

Casi se mareó.

«No, no puede ser…», pensó, espeluznado.

Pero el instinto le dijo que los huesos que crujían en las mandíbulas de los fieros doberman-pinscher no eran de un animal precisamente…

Enlaces de Descarga:

No hay comentarios

Deja un comentario

Cargando…